Útero septado o bicorne

Las anomalías congénitas uterinas, las cuales pueden producirse ante la malformación en cualquier paso del desarrollo del proceso Mulleriano representa el 5.5% de la población. Lo más común es el útero septado y el útero bicorne con un radio de 4-7:1. Ambas anormalidades reportan un incremento en el rango de abortos involuntarios y resultados adversos en el embarazo.

El útero septado es asociado con un pobre resultado reproductivo y un alto índice de abortos y aborto espontaneo y la interferencia quirúrgica es el método preferido para intervención. Por otro lado la intervención quirúrgica no está indicada en el útero bicorne, lo cual hace una diferenciación altamente significativa entre las dos entidades.

La histerosalpingografia ha sido usada como método de cribado para anormalidades uterinas, sin embargo, su precisión en la diferenciación entre el septado y el útero bicorne es dudoso, ya que no se puede explorar el contorno externo del útero.

Recientemente, la ultrasonografía en tercera dimensión ha sido reportada de tener una alta precisión en el diagnóstico de anomalías congénitas del útero.

El objetivo del estudio es el de estimar la precisión de la ultrasonografía transvaginal en tercera dimensión (3D-TVUS), histerosalpingografia (HSG) y la resonancia magnética pélvica (MRI) en la diferenciación entre el septado y el útero bicorne.

Estudio

El estudio incluyo a treinta y seis pacientes sospechosos del diagnóstico de útero septado o bicorne basado en ultrasonido en segunda dimensión o histerosalpingografia. Todas las mujeres se sometieron a ultrasonografía transvaginal en tercera dimensión de la cavidad uterina y resonancia magnética pélvica. Se excluyeron del estudio pacientes con miomas uterinos u otro tipo de masas y pacientes con cirugía uterina previa.

Examen de la cavidad uterina por ultrasonido 3D

Para el diagnóstico de útero bicorne, el proceso fue el siguiente:

  1. La distancia entre la línea interostial y el fondo uterino fue mayor a 15mm
  2. (fuera de la superficie) distancia entre la línea intercornal y el vértice del contorno uterino externo mayor a -10 mm

Para el diagnóstico de útero septado, el proceso fue el siguiente:

  1. La distancia entre la línea interostial y el fondo uterino fue mayor a 15mm
  2. La superficie externa se presenta hendida entre los cuernos: la distancia entre la línea intercornal y el vértice del contorno externo fue menor a 10 mm

Imagen por resonancia magnética

Cu8ando se diferenció el útero bicorne del septado usando la resonancia magnética. Todos los casos con una incisión de > 1 cm de profundidad fueron considerados un útero bicorne.

Histeroscopia y laparoscopia operativa

La evaluación histeroscopica operativa y tratamiento (resección transcervical del septum) fue ejecutado en caso de diagnóstico monográfico de útero septado, 15 de ellos combinados con Histeroscopia y laparoscopia debido a la sospecha de otras anormalidades. El útero bicorne fue confirmado por valoración laparoscópica en 5 casos.

Resultados

La ultrasonografía en 3D fue realizada en 36 casos. Útero septado fue sonograficamente diagnosticado en 30 pacientes y bicorne en 6, con un falso diagnóstico de útero bicorne.  31 úteros septado y 5 úteros bicornes fueron diagnosticados por resonancia magnética. La resonancia magnética mostro una sensibilidad de 93.5%, especificidad de 80%, PPV de 96.6% y un valor predictivo negativo de 66.6% con un total de precisión de 91.6%.

La histerosalpingografia reporto una sensibilidad de 77.4%, especificidad de 60%, una precisión total de 75% en el diagnóstico de útero septado.

El ultrasonido en 3D demostró los más altos parámetros diagnósticos, con una sensibilidad de 96.7%, especificidad del 100%, PPV del 100% y un valor predictivo negativo de 83.3% con una precisión total de 97.2%.

Discusión

En el presente estudio 13.3% de los pacientes tienen útero bicorne, todos los demás tienen ´tero septado. El endometrio septal tiene alteraciones estructurales significativas comparadas con el endometrio de la pared lateral uterina con relativa escasa vascularidad, factores que pueden llevar a la infertilidad primaria.

En el presente estudio la histerosalpingografia demostró una relativa baja sensibilidad de 75%, una especificidad de 60% y una precisión de 75% en la diferenciación entre el útero septado y el bicorne. La histerosalpingografia no evalúa el contorne externo del útero, no realmente diferencia el útero septal y el bicorne. Las anormalidades congénitas son correctamente identificadas al 100% de los casos por ultrasonografía 3D. La ultrasonografía en tres dimensiones permite la precisa evaluación de la identificación del fondo uterino. Nuestros resultados confirman que el volumen de ultrasonido transvaginal 3D es muy preciso para el diagnóstico y clasificación del útero septal y bicorne.

La resonancia magnética ofrece un enfoque no invasivo de avaluación del interior y el contorno externo del útero, sin embargo los resultados encontraron que la resonancia magnética es inferior a la ultrasonografía transvaginal en 3D en la diferenciación entre el útero septal y bicornado.

COMENTARIO

Los métodos de diagnósticos a base de imagen, han representado un gran avance en la identificación de las enfermedades entre ellas las anormalidades congénitas, sin embargo hablando de la especificidad, la sensibilidad y la precisión de los métodos diagnósticos varia de uno a otro de acuerdo a la alteración de la cual estemos hablando. En este estudio se encuentro que hablando de la diferenciación entre el útero septado y el bicorne, la ultrasonografía en tercera dimensión muestra una significativa superioridad diagnostica en cuanto a la resonancia magnética por lo que se podría dar importancia y prioridad a este método diagnostico desde las primeras instancias.

Artículo escrito por el Dr. Alberto Bravo

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico.com