Utilidad de la ultrasonografía en el diagnóstico de enfermedad hepática difusa.

La cirrosis hepática representa el estadio final de la enfermedad hepática crónica, y un serio problema de salud pública con más de 800,000 muertes a nivel mundial cada año. La cirrosis es histológicamente definida por la presencia de múltiples cambios difusos en la arquitectura hepática como fibrosis, regeneración nodular, distorsión vascular lo que se traduce funcionalmente en hipertensión portal e insuficiencia hepatocelular. El termino cirrosis compensada es utilizado cuando la enfermedad no ha desarrollado complicaciones mayores como la ascitis, ictericia, sangrado de tubo digestivo, etc. Así pues, el diagnóstico de enfermedad hepática crónica en estado cirrótico requiere cambios en el manejo y pronóstico de la enfermedad, encaminados a evitar y reducir estas complicaciones, lo que implica un monitoreo cercano también. La biopsia hepática es el procedimiento diagnóstico de elección para definir el estado de la enfermedad hepática crónica, sin embargo, es un procedimiento invasivo, requiere hospitalización, puede presentar complicaciones e incluso la muerte en un 0.03%, y no tiene relevancia en el seguimiento, por estos motivos la búsqueda de métodos no invasivos se ha intensificado. El ultrasonido convencional ahora es considerado una técnica de primera línea para el diagnóstico y seguimiento pues se evitan estas cuestiones que mencionamos con la biopsia. Se cuenta con pocos estudios que muestren la utilidad del ultrasonido en la enfermedad hepática crónica, y aunque es bien conocido que el USG tiene la capacidad de diferenciar estos cambios histológicos mediante escala de grises, no son considerados suficientes para el diagnóstico definitivo.  En conclusión los avances en el ultrasonido pueden permitir al ultrasonido la identificación de la cirrosis como se interpreta el resultado de la biopsia hepática.

El ultrasonido continúa siendo la primera investigación imagenológica en el estudio de los pacientes con hepatopatías crónicas, por su eficacia, rapidez, ser no invasivo, para conocer el estado morfológico del hígado, y además con el estudio Doppler, valorar las características del flujo del sistema portal. Éste artículo realiza una revisión del tema y muestra, mediante la literatura consultada el valor del ultrasonido Doppler en el estudio de los paciente con hepatopatías crónicas.

COMENTARIO.-

COMENTARIO.- El presente artículo nos muestra al ultrasonido como una herramienta de mucha importancia para la enfermedad hepática crónica en su estado de cirrosis, que aún tiene mucho por desarrollar, además de hacer falta investigación que consoliden la importancia de esta técnica diagnóstica.

Como se comentó en el artículo previo, el presente nos da una revisión de la literatura donde se logra corroborar la importancia del ultrasonido en el estudio de las hepatopatías crónicas, pues nos da una idea muy cercana de la morfología del hígado, lo que nos permite establecer pronósticos, mediante seguimiento, manejos y tratamientos adecuados, con un método de bajo costo, fácil acceso, ausencia de intervencionismo y de alta sensibilidad y especificidad.

Artículo escrito por el  Dr Gilberto Andrés Hinojosa Sáenz.

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico.com

Llamar ahora