Skip links

Colangiocarcinoma del colédoco distal

El colangiocarcinoma extrahepático es un tumor maligno del epitelio ductal de la vía biliar, tipo adenocarcinoma.

Es más frecuente en el hilio hepático (tumor de Klatskin) y menos frecuente en la porción distal de la vía biliar.

Su presentación es rara, con muy mal pronóstico y su tratamiento es quirúrgico.

La sospecha de colangiocarcinoma se basa en signos de obstrucción biliar: ictericia, acolia, coluria y prurito, así como fosfatasa alcalina y bilirrubinas elevadas.

La elevación del marcador tumoral CA 19-9 no es específica, aunque se observa hasta en 85% de los pacientes.

El ultrasonido abdominal es el método de imagen de primer contacto en un cuadro obstructivo de la vía biliar para demostrar la dilatación de la vía biliar intrahepática, con visualización de lesión tumoral intraductal (sensibilidad de 87-96%).

Mediante ultrasonido endoscópico se pueden obtener muestras por aspiración con aguja fina con sensibilidad de 25-91% y especificidad de 89-100%.

La tomografía computada dinámica con protocolo biliopancreático confirma la dilatación de la vía biliar, el sitio de obstrucción por tumor y muestra el tipo tumoral como un realce heterogéneo temprano persistente y progresivo; el tipo infiltrante como un engrosamiento y refuerzo de la pared y el tipo polipoide como masa intraluminal con refuerzo heterogéneo.

Los hallazgos de la resonancia magnética son semejantes a los de la tomografía. En secuencia ponderada en T1 el tumor es hipo- a isointenso, en T2 es ligeramente hiperintenso y en el estudio dinámico con el medio de contraste muestra un refuerzo leve o heterogéneo temprano con realce persistente progresivo en fase tardía. La resonancia es superior a la tomografía en la evaluación de las lesiones intraductales, con sensibilidad y especificidad mayores a 90%.

La combinación de tomografía simple con la de emisión de positrones y fluorodesoxiglucosa (18F-FDG PET/CT) detecta el colangiocarcinoma por el aumento del metabolismo glucolítico con sensibilidad de 90% para el tipo nodular y 18% en el infiltrativo. El estudio de cuerpo completo tiene utilidad en enfermedad metastásica, recidiva tumoral local y en ganglios linfáticos regionales.

 

COMENTARIO

A pesar del uso de otros estudios para lograr el diagnostico certero de colangiocarcinoma se hace referencia al uso del USG como un método diagnóstico de primera línea por lo inocuo, barato y portabilidad de este y permite orientar al paciente a la realización de estos medios diagnósticos de esta patología

Artículo escrito por el Dr. Daniel Cruz

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico.com

 

× ¿Desea más información sobre este diplomado?