Estructuras y Patologías de Páncreas

La estructura del páncreas exocrino recuerda la de las glándulas salivares. Microscópicamente, los túbulos ciegos están rodeados por células acinares poligonales cuya principal función es secretar el componente enzimático del jugo pancreático. Los acinos están organizados en lóbulos: los finos conductos en los que drenan a su vez en los conductos intralobulares, que son algo mayores. Los conductos intralobulares de un mismo lóbulo drenan en un único conducto extralobular, que vacía todo el lóbulo en conductos aún mayores.

La inervación del páncreas corre a cargo de las ramas preganglionares parasimpáticas del vago. Las fibras vagales hacen sinapsis con las neuronas colinérgicas que se encuentran en el interior del páncreas y que inervan tanto las células acinares como las de los islotes. Los nervios simpáticos postganglionares de los plexos celíaco y mesentérico superior inervan los vasos sanguíneos pancreáticos. La secreción del jugo pancreático es estimulada por la actividad del parasimpático e inhibida por la del simpático. El páncreas segrega diariamente del 1.200 a 1.500 ml de jugo claro e incoloro, con un pH alcalino de 7.6 a 8.2, isoosmótico con el plasma. Su viscosidad varía según el estímulo de la producción. Las actividades secretoras de las células acinares y de los conductos pancreáticos están controladas por hormonas y sustancias liberadas por las terminaciones nerviosas. La estimulación de las ramas vagales que llegan al páncreas aumenta la velocidad de secreción. La activación de las fibras simpáticas inhibe la secreción del páncreas, en parte por disminuir el flujo sanguíneo pancreático. La secretina y colecistoquinina, hormonas liberadas por la mucosa duodenal en respuesta a determinados contenidos duodenales, estimulan la secreción de los componentes acuosos y enzimáticos, respectivamente.

Pancreatitis Aguda

Cualquiera que sea el factor causal, bien sea exposición al etanol u otras toxinas, obstrucción del conducto pancreático, infecciones, hipertrigliceridemia, hipercalcemia e isquemia, el paso inicial en la etiopatogenia de la pancreatitis es la inducción de una alteración en el metabolismo celular pancreático. El importante papel de las enzimas tripsina y fosfolipasa A2 en la destrucción tisular local, se parece en la génesis del cuadro sistémico de la pancreatitis, pues hay evidencias cada vez más contundentes de que la necrosis pancreática y la necrosis regional de la grasa peripancreática originan el compromiso sistémico del paciente a partir de la activación de la respuesta inflamatoria local, activación que a su vez, a partir de la liberación de citoquinas que da lugar a una amplificación progresiva del proceso inflamatorio que lleva a sus consecuencias no sólo a nivel regional sino también sistémico.

Pancreatitis Crónica

La clasificación que tiene más aceptación en la actualidad es la Marsella-Roma, que divide la entidad en dos tipos:

1. Pancreatitis crónica calcificante (Más frecuente). Distribución irregular de la fibrosis, atrofia de los acinos y de los islotes de Langerhans, obstrucción en grados variables de los conductos pancreáticos con tapones de proteínas y cálculos intraductales ocasionando alternancia de estenosis y dilataciones intraductales.

2. Pancreatitis crónica obstructiva. Resulta de obstrucción en el conducto pancreático principal. Los cálculos y la calcificación no están presentes. Las lesiones son proximales a la obstrucción con características de ser uniformes y el epitelio ductal usualmente se encuentra indemne.

La hipersecreción de proteínas de las células acinares en la ausencia de aumento de secreción de bicarbonato de las células del ductus es característica de la pancreatitis crónica. Tapones formados por la precipitación de proteínas en el ductus interlobulares e intralobular son hallados tempranamente. Los tapones son inicialmente compuestos por degeneración celular, los cuales contienen múltiples proteínas incluyendo enzimas digestivas secretadas, glicoproteínas y mucopolisacaridos ácidos.

Comentarios

El Páncreas es un órgano peritoneal mixto, exocrino que segrega enzimas digestivas que pasan al intestino delgado y endocrino que produce hormonas, como la insulina, glucagón, polipéptido pancreático y somatostatina, entre otros, que pasan a la sangre.

Tiene forma cónica con un proceso unciforme medial e inferior, una cabeza, un cuello, un cuerpo y una cola. En la especie humana, su longitud oscila entre 15 a 23 cm, tiene un ancho de unos 4 cm y un grosor de 5 centímetros; con un peso que oscila entre 70 a 150 g.

La cabeza se localiza en la concavidad del duodeno o asa duodenal formada por las tres primeras porciones del duodeno y asciende oblicuamente hacia la izquierda.

Conocer las distintas sustancias endocrinas y exocrinas del páncreas nos facilita la compresión de como funcionas las distintas patologías del páncreas.

Así como las principales o más frecuentes que puede ser la pancreatitis aguda y crónica. Teniendo el conocimiento de cómo se mueven y como actuad en cada una de ellas se pueden idénticar son mayor facilidad y poder realizar un correcto tratamiento.

Artículo escrito por el Dr. Alexis Pérez Alvarez

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico.com