Skip links

La hiperplasia prostática benigna

La hiperplasia prostática benigna es una condición íntimamente relacionada con la edad. La presentación de la HPB esta usualmente relacionada con síntomas obstructivos de vejiga, pero es bien conocido que la severidad de los síntomas del paciente no es predictor del tamaño de la glándula prostática.

Una estimación certera del volumen de la glándula es esencial en el manejo del paciente con HPB porque tiene mucha relevancia con las opciones de tratamiento.

Se trata de un estudio prospectivo comparativo. Los síntomas fueron valorados usando IPSS (International prostate Symptoms score) todos los que se encuentren con 8 se incluyeron., se realizo USG transrectal y transabdominal dentro de las primeras 24 horas de la prostatectomía.

Las dimensiones de la próstata fueron medidas en ejes longitudinals y transaxiales. La zona de transición se midió dentro de los márgenes internos de la cápsula quirúrgica en imágenes sagitales y transaxiales. El anteroposterior y el transverso se tomaron en la parte más ancha de las imágenes transaxiales. El volumen prostático se calcula electrónicamente usando la fórmula PEF = L X AP X 0.523.

Resultados: se encontraron con IPSS entre 14 y 27. 31 pacientes (67.4%) se encontraban con IPSS entre 9 y 18 mientras que 15 (326%) arriba de 19.-

El volumen de la zona de transición estimada por ambos métodos correlacionan bien con el peso del adenoma

La correlación del volumen estimado  entre TAUS y TRUS es estadísticamente significativa (r=0.958 p<0.001) mostrando una relación linear entre el tamaño de la próstata y la zona de transición. Esto implica que el volumen de la zona de transición es directamente proporcional el tamaño total de la glándula. Correlación entre el peso de los adenomas de la próstata con el estimado por el ultrasonido releva significancia moderada positiva para el estimado por TRUS.

TRUS tiene una ventaja en claridad de los detalles que las vista por TAUS, la cápsula quirúrgica esta mejor visualizada. Por lo que se concluye que la TZV estimada en pacientes con HPB es confiable y comparable en ambos TAUS y TRUS. Aunque TRUS es más sensible con el adenoma enucleado.

Estimar el volumen de la próstata usando TAUS en lugar de TRUS es de interés por ser un método menos invasivo. Se ocupa el método de Bland- Altman para cuantificar el parecido entre el volumen estimado por ambos métodos.

Métodos: 40 pacientes con signos y síntomas de HPB se midió por TAUS y TRUS. Los datos fueron analizados por el método de correlación de Pearson. Y usando el coeficiente de Bland- Altmane

Resultados: el volumen medio total de la próstata se estimó por método transabdominal el cual fue de 50.30+23.9 ml mientras que el volumen medio estimado por el método transrectal fue de 50.70+24.6 ml.

Definiendo a priori un límite no mayor de 5 ml. Los límites de apareamiento en tres dimensiones establecido a priori es mayor que el aceptado clínicamente.

El volumen prostático medido por TAUS seria entre 6.86 ml menor y 9.84 que el medido por TRUS.

Comentario

En este artículo nos damos cuenta de la importancia que sigue teniendo el TRUS, si bien se puede estimar adecuadamente por TAUS, nos sigue ofreciendo una ventaja en cuanto a las imágenes obtenidas.

Al aplicarlo a nuestra vida diaria podemos dejar la elección al paciente puesto que el TRUS es más invasivo, pero quedarnos con la tranquilidad de que las estimaciones realizadas son adecuadas para el manejo posterior del paciente.

A diferencia de otros artículos que muestran que el TAUS y el TRUS tienen mediciones muy parecidas como para realmente ocuparlos como métodos intercambiables, este artículo nos propone una comparación interesante y diferente, no comparando coeficientes, propone definir un límite de aceptabilidad para la clínica del paciente , partiendo de este volumen de 5 ml fijado previamente se calcula la mediana de los datos y se calculan dos desviaciones estándar para el límite superior y para el límite inferior, si los datos se encuentran dentro de estos rangos se pueden ocupar como pruebas intercambiables. Dado que al superar los límites de estos rangos no es aceptable clínicamente se concluye que estas pruebas no son clínicamente comparables.

Artículo escrito por la Dra. Karla Figueroa

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico.com

× ¿Cómo puedo ayudarte?