Skip links

Ultrasonido en el trasplante hepático del trans y post operatorio al seguimiento tardío.

En México entre las primeras diez causas de muerte se encuentran las enfermedades crónicas del hígado, y el único manejo definitivo que se puede ofrecer es un trasplante.

El primer trasplante hepático en humanos fue por el Dr. Thomas Starzl en 1963 y en México en 1963.

El trasplante e s un método de diagnóstico que tiene las ventajas de ser portátil a bajo costo o invasivo que permite evaluar de manera temprana tanto le aspecto estructural como vascular normal y anormal del injerto hepático; una detección temprana de cualquier complicación en el post-trasplantado permite ofrecer un pronto manejo y mejorar el pronóstico.

Se realizó una revisión de casos de trasplantes hepáticos realizados en 10 años en el Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zuviran  se revisaron 51 casos donde el 80%  se le realizo el ultrasonido postoperatorio en las primeras 24 hrs el otro 20% entre las 72 posquirúrgicas.

En la población que se estudió las principales causas de falla hepática fueron virales (VHC) y autoinmunes.

Los hallazgos en escala de grises pueden ser anormales y suelen ser focales o difusos, los difusos mostraran ecogenicidad y ecotextura heterogénea, son inespecíficos y presentan datos indirectos de rechazo, isquemia hepática o colangitis; los focales pueden corresponder a hematomas, abscesos, infartos y de manera tardía neoplasias.

Los hematomas pueden ser intraparenquimatoso,  subcapsular, extracapsular o periportal , las características dependerán del tiempo en que se detecte temprano se verá hipo o hiperecogenico mientras que de 2-3 días toma apariencia solida-hipoecogenica.

Los abscesos son colecciones de paredes gruesas y centro hipoecogenico, los infartos son lesiones solidas con áreas centrarles necróticas hipoecoicas .

Los hallazgos con modalidad doppler que encontraremos y podemos evaluar son los sitios de anastomosis de la arteria hepática y vena porta así también como la permeabilidad y flujo intrahepatico arterial portal y venas suprahepaticas.

La trombosis de la arteria hepática es una complicación común que se asocia a mortalidad y rechazo siendo causante de colangitis el seguimiento ultrasonografico a largo plazo debe incluir la evaluación de lesiones conocidas como zonas de isquemia colecciones o hematomas de manera comparativa (tendencia a involución) recurrencia de enfermedad primaria (etiología viral o autoinmune) trastornos linfoproliferativos secundarios a la inmunosupresión crónica, otras neoplasias asociadas a etiología viral (hepatocarcinoma).

COMENTARIOS

El ultrasonido es una herramienta más accesible para la evaluación del injerto, es un método de diagnóstico inofensivo, no invasivo a bajo costo sin necesidad de aplicar radiación.

Permite valorar al paciente desde el momento más temprano como es el tras operatorio, así como las primeras horas, semanas, hasta el seguimiento tardío de meses y años.

Al utilizarlo nos va a permitir detectar una anormalidad en dicho proceso.

Porque el ultrasonido es un método operador dependiente influirá mucho en la exploración del médico así como en una buena interpretación de lo que se observe en las imágenes, un ejemplo serían los abscesos que son colecciones con paredes gruesas y un centro que se observara hipoecogenico.

En este tema también nos encontramos con otro problema debido a la cultura de la donación, la cual es necesario y de se debería promover más, ya que la disponibilidad de órganos es muy baja y en el caso de manejo definitivo para la insuficiencia hepática es el trasplante.

Artículo escrito por la Dra. Berenice Borraz

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico.com

 

 

 

 

 

× ¿Cómo puedo ayudarte?