Skip links

Ecografía abdominal

  • Preguntar estado y antecedentes del paciente y que tenga vejiga distendida, condición de envío y otros estudios.
  • Estudio abdominal siempre completo y con ayuno de 6 a 8hrs.
  • Iniciar siempre el pélvico por la vejiga distendida (nunca de forma excesiva) para su vaciamiento, y efectuar estudio postmiccional y tener hallazgos en la región pélvica importantes después de ello.
  • Llenado vesical: lleva hacia arriba asas intestinales, es una ventana acústica para órganos pélvicos, para uso de transductor intracavitario para pelvis femenina.
  • Continúa examen glándula hepática intercostal y subcostal, posterior vía biliar, tanto en eje longitudinal como transversal, con cambios de posición para ver niveles y cálculos móviles y de ser necesario dieta de Boyden para ver contractibilidad de la vesícula.
  • Se sigue con la glándula pancreática, de forma de bastón con referencia estando atrás del estómago, la cola del páncreas en decúbito ventral utilizando polo superior de riñón como ventana acústica.
  • Examen de riñón es al terminar glándula hepática (derecho), posterior a estudio de páncreas, el bazo y el riñón izquierdo, en decúbito dorsal, pero asociar el decúbito ventral para mediciones renales y de su corteza.
  • En uropatía obstructiva aun mínima, mejor en decúbito ventral.
  • Escribir inmediatamente el estudio para evitar errores.
  • Mesa de exploración no más de 50cm de altura y banco a 40cm de altura de acuerdo a la estatura del ultrasonografista, posición con una flexión de 90% de las extremidades inferiores, tronco recto y posición natural del hombro, no ejercer demasiada presión con el transductor, solo su peso sobre el paciente, evitar rotaciones excesivas de articulación del hombro, elegir transductor dependiendo de la profundidad a estudiar.
  1. Patología biliar.
  • La habitual es inflamación y cálculos biliares, y raro, carcinomas.
  • Vesícula biliar: saco piriforme, con cuello con pliegues denominados válvulas espirales de Heister, donde pueden depositarse cálculos; pueden existir evaginaciones de la mucosa llamados senos de Rokitansky-Aschoff, donde puede iniciarse un cálculo o inflamación.
  • Anomalías congénitas: rara y generalmente sin importancia clínica. Varían desde ausencia hasta duplicación del cístico, tabiques, fondo de vesícula plegado (en gorro frigio, que cuando es muy pronunciado, puede condicionar vaciamiento incompleto estancando bilis y eventualmente puede formar cálculos), localización aberrante, atresia o agenesia con obstrcción biliar que puede conducir a cirrosis biliar obstructiva.
  • Cálculos biliares: aumentan con la edad, 2 a 1 más frecuente en mujeres, pueden asociarse a enfermedad de Crohn, no se pueden contar ni medir con la ultrasonografía, en piocolecisto, no son visibles, debe medirse la vesícula en sus eje longitudinal y transverso vía interconstal y subcostal, debiendo valorarse por ejemplo edema como un halo hipoecogénico por su contenido acuoso. La exploración se hace en decúbito dorsal, en inspiración y espiración así como intermedios para estudiarla mejor. Los diámetros en promedio pero sin ser una ley, son 10cm en sentido longitudinal y 5 en sentido anteroposterior y transverso.

Artículo escrito por el

Dr. Mario Enrique Leonardo Duarte Tortoriello

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico.com

× ¿Cómo puedo ayudarte?