Skip links

Las várices esofágicas, una complicación importante de la cirrosis hepática

17

Las várices esofágicas, una complicación importante de la cirrosis hepática, pueden dar lugar a sangrado gastrointestinal que ponga en peligro la vida. La Esofagogastroduodenoscopia es el estándar de oro para el diagnóstico y el manejo de las varices esofágicas. Sin embargo, no siempre está disponible.

En el estudio se hace un protocolo de pruebas diagnósticas con pacientes con cirrosis confirmada por biopsia y se comparan las mediciones doppler del sistema venoso portal en el hígado contra la endoscopia superior como estándar de oro.

Los resultados arrojan buena utilidad de los índices de la vena porta para predecir la presencia de várices esofágicas con una sensibilidad del 84%.

En hospitales como el que yo trabajo, un hospital general del IMSS, no contamos con endoscopio para valorar a los pacientes cirróticos, de hecho solo hay 1 hospital con servicio de endoscopía actualmente funcionando en toda la delegación del instituto. Y cuando se quiere hacer una referencia, para no sobrecargar eses servicio, se pide que el paciente tenga evidencia de várices esofágicas por clínica, osea sangrado de tubo digestivo.

El diseñar un parámetro no invasivo y de bajo costo para es tamizaje de este problema es muy útil para los hospitales que no cuentan con los recursos suficientes.

 

 

 

 

× ¿Cómo puedo ayudarte?