Patología de bazo

El interés de esté artículo  es el importante papel que tiene el Ultrasonido en el diagnóstico de este caso clínico. Ya que menciona que  Goleti y Col. Mostraron que el ultrasonido tiene una sensibilidad del 93 %   en la detección de lesiones esplénicas (Prospective evaluation  of surgeons use of ultrasound in the evaluation  of trauma patients. J Trauma 1993; 34: 516-527 y the role of ultrasonography in blunt abdominal trauma: results in 250 consecutive cases. J. Trauma  1994; 36: 178 -181), sin dejar de mencionar que la Tomografía axial computada es el estudio de imagine que corrobora el diagnóstico. Se mencionan otros estudios, incluida los Rx de abdomen simple como  de métodos de  diagnóstico  que pudieran tener o no relevancia para el diagnóstico de lesiones del bazo por trauma contuso cerrado.  El diagnóstico temprano  del trauma esplénico es primordial para la supervivencia del paciente. Y el ultrasonido por su alta sensibilidad, accesibilidad en costo y lugar, por no ser invasivo, lo hace el estudio de primera elección en los traumas cerrados de abdomen. Algunos reportes de imagenológia realizados  refieren que las lesiones  diagnosticadas en forma temprana siempre sin  hiperdensas y las diagnosticadas tardíamente sin hipodensas  y que la importancia del diagnóstico temprano reduce la morbi-mortalidad. El hallazgo más común  del trauma abdominal es el hemoperitoneo  en un 98% y en un 95%  con lesión del bazo, de este porcentaje  en 87% se identifica  un hematoma   esplénico  o peri-esplénico  y en un 71% se identifican laceraciones

La lesión del bazo en los traumas contuso de abdomen   representan aproximadamente el 36%  y requiriendo de esplenectomía  el 82% de los pacientes  con una mortalidad alta de aproximadamente el  18%.

En este artículo  se mencionan  las complicaciones tardías que s e pueden presentar en un traumatismo de bazo, que  pueden presentarse después de 48 has  como  son: hematoma  subcapsular esplénico, hemorragia tardía,   rotura esplénica,  pseudoaneurisma de la arteria esplénica,  absceso esplénico,  y pseudoquíste esplénico. En un estudio retrospectivo multi-institucional de 5 años (Western Trauma Association), demuestran sangrado postraumático de bazo después de 4 días y otros estudios (Kohn JS, Clark y col… J. Trauma  1994; 36: 385-389 y  Deva AK y col.  Aust N  ZJ Surg 1996; 66: 494-495), mencionan sangrados  esplénicos  después de 5 años o más., Lo que  nos indica que el hematoma esplénico puede sangrar  después de varios años  del trauma, inclusive se menciona  un caso a los 34 años del trauma.

Su   manejo que puede ser desde la observación,  evacuación del hematoma o quiste pos-traumático, esplenorrafía , resección parcial, hasta la esplenectomía.  Inclusive se menciona  éxitos en el manejo conservador de un 80% aprox.  Cuando se siguen criterios estrictos  para  preservación del órgano. Los datos actuales  mencionan que al menos el 65% de  los pacientes  con lesiones contusas del bazo pueden ser tratados  conservadoramente con una tasa mayor al 95% de éxito. Ya que la morbi-mortalidad del manejo no operatorio son aceptablemente bajas.

Existen criterios médico-clínicos bien establecidos que van a decidir  sin el paciente es o no candidato a esplenectomía, estos criterios son: Inestabilidad hemodinámica, signos de irritación peritoneal difusa  o franca,  Lesiones  abdominales asociadas,  lesión esplénica severa,  lesión por arma de fuego,  falla en el tratamiento conservador y ausencia de criterios para el manejo conservador.  Estos criterios han permitido que del 15 al 20%  de los pacientes con trauma contuso cerrado de abdomen no requieran  de esplenectomía…

Para este caso: se trató de una mujer de 37 años de edad,  que sufrió  de trauma contuso de abdomen por parte de su  cónyuge, presentando solo dolor  abdominal generalizado sin signos de irritación peritoneal,  por  lo que acudió al médico quien la diagnóstico con Sx de Intestino irritable  y EAP, dando tratamiento si mejoría total, por lo que acude  28 días después  a consulta, realizándole   USG  abdominal,  observando hematoma esplénico de  174 X 94 mm y colección  intraparenquimatosa heterogénea ,liquido peri-esplénico sin liquido libre en cavidad. Seguidamente se le realizo TAC  confirmando hematoma de 16 x 1º cm y una laceración d 3.5 cm de diámetro transversal  con la capsula esplénica  encapsulada, hematomas intraparenquimatosos difusos  sin liquido libre en hueco pélvico;  aunque se encontraba hemodinámicamente estable y sin datos de irritación peritoneal, se le realizaron  exámenes de laboratorio pre-operatorios, ya que dadas las características de la lesión  y ante la posibilidad de presentar ruptura del hematoma  y propiamente del bazo  con peligro inminente de muerte , requirió de esplenectomía. La que se realizó sin complicaciones, dada  de alta después de 73 has de internamiento pos-operatorio  con seguimiento externo asintomático.

Artículo escrito por el Dr. Emilio Miranda Rosas

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico.com

Llamar ahora