Skip links

Torsión aguda de bazo errante, causa poco frecuente de abdomen agudo

Se caracteriza por una posición anómala del bazo en la cavidad abdominal.

Se debe a una alteración de los ligamentos de fijación esplénicos que alarga el pedículo vascular y que favorece una posible volvulación parcial o completa del eje vascular.

Su clínica es variable; complicación más frecuente es la torsión aguda del pedículo esplénico

INTRODUCCIÓN

Fenómeno poco frecuente causado por una anomalía de los ligamentos de fijación esplénicos, ausentes o muy laxos, y a un eje vascular alargado, que desplazan el bazo desde su posición normal en el hipocondrio izquierdo.

Ligamentos esplénicos laxos o ausentes son: esplenorrenal, gastroesplénico y freno cólico.

Hay factores congénitos, como una alteración en el desarrollo del mesogastrio dorsal, y factores adquiridos, como cambios hormonales durante el embarazo,
debilidad de la pared abdominal, esplenomegalia o enfermedades infecciosas.

El diagnóstico mediante tomografía, resonancia o ecografía.

Tratamiento en la actualidad es quirúrgico y el de elección  es esplenopexia.

CASO CLÍNICO

Paciente femenina de 30 años de edad, con dolor epigástrico y vómitos durante siete días. En los tres últimos días sufrió distensión y molestias abdominales de tipo cólico, en particular en la zona inferior del abdomen.
La paciente ingresó al servicio de Urgencias. En la exploración física se observó a la paciente en mal estado general, afebril, con presión arterial de 100/6 mmHg y frecuencia cardiaca de 100 latidos por minuto. El abdomen estaba distendido, con dolor difuso a la palpación, con defensa voluntaria en el mesogástrio y ruidos intestinales conservados.
Los resultados del análisis de sangre fueron:

leucocitosis de 22,000/µL (82.8% neutrófilos)
hemoglobina 11.2 g/dL, hematocrito 31.1%

Plaquetas 241,000/µL.

Los parámetros bioquímicos estaban dentro de la normalidad, excepto la proteína C-reactiva, que estaba elevada (297.6 mg/L).

Se realizó una ecografía abdominal y se identificó una masa abdominal heterogénea correspondiente al bazo, con pérdida completa de la arquitectura esplénica, sin vascularización arterial ni venosa.

La vena esplénica y la vena porta principal habían aumentado de calibre y en el polo superior renal izquierdo se observaron pequeños bazos accesorios.

En la TAC abdominal con contraste se identificó la celda esplénica ocupada por el cuerpo gástrico y el colon, una marcada esplenomegalia de 18×13cm que ocupaba la parte izquierda y central del abdomen con moderada cantidad de líquido libre.

Se realizó una laparotomía media infra umbilical urgente. El bazo se encontró con 18cm de diámetro longitudinal, con un pedículo alargado, trombosado y
torsionado con tres rotaciones en sentido horario.

Apoyado sobre la cúpula vesical, sin ligamentos esplénicos y con un pequeño bazo accesorio en el polo superior renal izquierdo.

Se realiza esplenectomía. Paciente es dada de alta 4 días después.

El estudio anatomopatológico mostró que el bazo medía 20 × 10 × 8 cm y pesaba 965 g, con una torsión completa del pedículo de cuatro centímetros de longitud, con la arteria y vena esplénicas ocluidas por un trombo de reciente formación y con infartos hemorrágicos visibles en el estudio microscópico.

COMENTARIO

Este artículo me pareció muy interesante ya que trata una patología poco común a nivel de anatomía de bazo, mencionando que solo un 0.25% de la población lo presenta pero que sin embargo desde el tiempo de galeno ya se mencionaba su existencia.

También se ha descrito que en la actualidad la mortalidad ha disminuido y se limita a cuadros de dolor de abdomen agudo.

Además de que su etiopatogenia no es clara ay se considera multifactorial.
Así como su clínica que es totalmente dispar oscilando desde mucho dolor hasta totalmente asintomáticos.

Y el tratamiento es totalmente quirúrgico y con buena evolución postquirúrgica.

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico.com

 

 

 

× ¿Cómo puedo ayudarte?