Absceso esplénico amebiano.

17

La amebiasis extra intestinal es una consecuencia de la amebiasis intraintestinal. Es producida por la Entamoeba histolytica , es más común en el sexo masculino, es la 3era causa de muerte en las enfermedades parasitarias.

Es una enfermedad que solo habita en el hombre y es transmitida de manera fecal-oral, tiene relación con poca higiene y manipulación de alimentos y agua contaminada. Generalmente esta enfermedad cursa con diarrea que puede ser sanguinolenta, mucosa y en ocasiones con pus, además de fiebre y dolor tipo cólico.

Existen varias complicaciones entra intestinales, la más frecuente es el absceso hepático. El diagnostico se realiza demostrando los quistes.

Para el tratamiento se utilizan antiamibianos de 5 a 10 dias, esperando respuesta de entre 72 y 96 horas, o bien puede ser necesario aspiración en aguja o drenaje percutáneo.

Cuando los trofozoitos en lugar de permanecer en la luz intestinal empiezan a ulcerar la mucosa y alcanzan los vasos submucosos, de ahí viajan por la vena mesentérica y llegan al hígado. Se cree que el parasito puede viajar a través de hígado, llegar al corazón y de ahí por la circulación hasta llegar al bazo.

Este tipo de absceso no es común, la mayoría de los pacientes tiene otra enfermedad de base o presenta inmunodeficiencia. Para poder realizar un diagnostico se debe de aspirar y analizar el pus, pero también son de utilidad el ultrasonido y la TC. El método de imagen más utilizado es el ultrasonido por el bajo costo y que no es invasivo. Se observa generalmente una imagen redonda a ovalada, hipoecogenica, de bordes definidos.

En exámenes de laboratorio puede haber leucocitosis.

A continuación se presenta un caso de amebiasis esplénica.

Paciente masculino de 38 años, antecedente de alcoholismo. Acude a consulta por dolor abdominal en hipocondrio izquierdo, al evolucionar comenzó con vomito, pérdida de peso y fiebre.

A la exploración el paciente presenta abdomen globoso con mucho dolor.

Se realiza ecografía donde se observa bazo aumentado de tamaño con una imagen en su interior de 177 mm por 140mm, zonas ecolúcidas. No hay líquido libre en la cavidad.

En la biometría hemática se muestra un aumento de 24,000 leucocitos. Se comienza tratamiento, pero el paciente no presenta mejoría.

Se decide realizar TC encontrando tumoración de 206 por 150 por 207 mm, de contenido liquido. Se decide realizar laparotomía exploradora por la gravedad que presento el paciente.

Se encuentra esplenomegalia gigante y al resecarlo se abre dejando salir aproximadamente dos litros de pus. Se tomaron muestras y el estudio histopatológico demuestra el absceso esplénico amebiano.

Durante el internamiento se realiza otra ecografía donde se encuentra todo dentro de los límites normales.

Comentario

A pesar de que no es una patología muy frecuente, decidí leer este articulo por que en nuestro medio es bastante común la amebiasis, si bien se presenta más en el hígado, pienso que también deberíamos tener conocimiento de que este patógeno se puede presentar en el bazo, para poder identificarlo y dar tratamiento, ya que en la mayoría de los casos que he revisado el diagnóstico se hace de manera tardía ya cuando es necesario extirpar el bazo. Además de que presentan más complicaciones los pacientes.

En esta revisión de caso lo más relevante con respecto a la ecografía,  es que gracias a esta se pudo tener un imagen del diagnostico del paciente, además como se ha mencionado anteriormente es un estudio de imagen de bajo costo, no es invasivo y se puede realizar en la cama del paciente, ya que en estos casos como el dolor es bastante alto  no se puede estar manipulando mucho al paciente. Quedando demostrado que la ecografía es una herramienta esencial en la revisión abdominal de los pacientes.