Skip links

Defectos de la pared abdominal. Estudio comparativo entre onfalocele y gastrosquisis

17

Los dos son defectos de la pared abdominal que por su incidencia en el medio es necesaria la investigación minuciosa.

El onfalocele se define como un defecto de la pared, de tamaño variable, que se ubica en directa relación con el cordón umbilical, a veces puede tener algo de intestino u otros órganos como hígado. Se cree que la causa es una falta de cierre de los pliegues laterales del embrión durante la cuarta semana, esto es porque intestino normalmente rota afuera para volver a incorporarse al interior, cualquier anomalía en este punto puede provocarlo.

La gastrosquisis es un defecto también de la pared abdominal, pero se localiza generalmente a la derecha del cordón umbilical, por aquí salen las asas intestinales que flotan en el liquido amniótico.  Si el desarrollo y la involución ordenados se ven alterados  se puede producir un efecto en la pared por la isquemia producida. Se dice que también es por exposición a drogas, alcohol y tabaco y a edad materna baja.

Aquí también hay que diferenciar el pronóstico y evolución, la gastrosquisis se encuentra relacionada con algunas otras alteraciones del sistema gastrointestinal y el onfalocele se relaciona con otras anomalías genéticas, como trisomía 13, 18 y 21 y otras cardiopatías.

Se estudio la prevalencia en un hospital de chile. Se estudiaron los casos desde 1996 hasta el 2010.

En este periodo hubo 28.544 nacimientos,  de estos se encontró que 33 presentaban alteraciones en la pared abdominal. De este grupo 19 presentaban onfalocele y 14 gastrosquisis.

De los 19 pacientes con onfalocele 8 fueron mortinatos, 5 fallecieron antes del alta lo que muestra que la tasa de mortalidad el onfalocele es de 68.4%.

Todos los pacientes que mostraron gastrosquisis nacieron vivos y se dieron de alta. De los 14 pacientes, 8 mostraron malformaciones la mayoría de tipo cardiaco.

De los pacientes con onfalocele solo dos fueron de manera aislada, los otros eran parte de síndromes, como trisomía 13 o 18 y hubo 1 síndrome de Beckmann-W.

La edad materna promedio fue de 30 años, en cuanto al peso de los recién nacidos o el sexo no hubo ninguna prevalencia significativa.

Se ha visto que han ido en aumento estas dos patologías, otro dato relevante es que se ha visto que los pacientes con gastrosquisis son hijos de madres jóvenes y los de onfalocele de  madres de mayor edad. En este estudio el promedio de edad para gastrosquisis fue de 22.7 años y para onfalocele fue de 35.4 años.

Como conclusión se establecen las diferencias entre las dos patologías, tanto de morbi mortalidad como asociadas a otro tipo de malformaciones.

Comentario:

Son dos patologías que debemos de aprender a diferenciar a la hora de realizar el examen, ya que como se explico en el articulo  y leyendo un poco más a fondo el tema, nos encontramos con que la gastrosquisis no es tan mortal como el onfalocele, que desde el origen hasta el tratamiento definitivo so completamente diferentes.

La gastrosquisis está ampliamente relacionada con madres jóvenes que viven en un estado socio económico bajo o que no cuentan con recursos para llevar un control prenatal adecuado, además de que son más propensas a consumir drogas como marihuana y anfetaminas, o alcohol y tabaco.

Los pacientes con onfalocele por lo general son de madres de mayor edad, generalmente arriba de 35 años, esto puede deberse a la maduración de los folículos, que ya presentan alteraciones genéticas por la edad. Estos casos por lo general no tienen buen pronostico y la mayoría se relacionan con otros síndromes o patologías.

Por esto se le debe de informar claramente a los padres cual de los dos diagnósticos tiene su bebe para que se tomen las medidas adecuadas y sean referidos a un lugar para llevar un control.

 

× ¿Desea más información sobre este diplomado?