Skip links

La ecografía realizada por el nefrólogo

La ecografía es una técnica diagnóstica esencial en el manejo del paciente con patología renal, y más con la incorporación del doppler. En numerosas ocasiones hay pacientes cuyo diagnóstico es incierto. Es muy importante que los nefrólogos la conozcan en profundidad y participen activamente en la interpretación de las imágenes para aumentar la rentabilidad de esta prueba diagnóstica. Es más, el nefrólogo debería saber realizar ecografías renales. En este sentido, son muchas las especialidades que han incorporado la ecografía dentro de su práctica clínica habitual, realizando ellos mismos este procedimiento.

El estudio ecográfico renal es sencillo de realizar, inocuo, barato, de corta duración y repetible siempre que se necesite. Está especialmente indicado en pacientes embarazadas, alérgicos al contrate iodado o enfermos muy graves, ya que el equipo es fácilmente transportable hasta la cama del paciente. Aunque los datos de la historia clínica son indispensables, la realización de una ecografía nos podrá orientar acerca de la cronología del daño renal (crónico o agudo) y de su etiología (obstructivo o vascular). No concebimos el  manejo postrasplante sin la ayuda de la ecografía.

Actualmente, existen tres modalidades: modo B o convencional, ecografía doppler y ecografía con contraste o ecopotenciadores.

Inscripciones para curso

Inscripciones para Diplomado

diplomadomedico

× ¿Cómo puedo ayudarte?